miércoles, 15 de mayo de 2013

Escrito por Karla Medrano en , | 6:09 p. m. Sin comentarios
Un libro que tiene de todo un poco

Comienza pareciendo un intento de historia épica, el argumento gira entorno a un “héroe retirado”, o bueno, así me gusta llamarlo a mí, en realidad se está escondiendo bajo la apariencia de un posadero, su nombre es Kvothe, y la historia comienza cuando un escribano lo reconoce como héroe y le pide le cuente su historia:
“He robado princesas a reyes agónicos. Incendié la ciudad de Trebon. He pasado la noche con Felurian y he despertado vivo y cuerdo. Me expulsaron de la Universidad a una edad a la que a la mayoría todavía no los dejan entrar. He recorrido de noche caminos de los que otros no se atreven a hablar ni siquiera de día. He hablado con dioses, he amado a mujeres y escrito canciones que hacen llorar a los bardos. Me llamo Kvothe. Quizás hayas oído hablar de mí”


Estás palabras vienen escritas en la contraportada, cuando las leí, todo me pareció simple, cosas que no entendía mucho, el problema fue cuando me dije ¡No conozco a ese Kvothe! En ese momento me llevé el libro a mi casa.

Y así nos empiezan a contar su historia, una historia que se desarrolla en un mundo fantástico, la historia de cómo se convirtió en héroe. Lo que me gusta del libro, es principalmente que pienso es un libro muy completo, lleno de música, poesía, cuentos dentro de él mismo, magia, una mitología muy propia, creo que es lo que le da esa riqueza y hace que un libro de 870 páginas se pase ameno y con ganas de querer más.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Búsqueda

Comparte esta página

Delicious Digg Facebook Favorites More Stumbleupon Twitter