sábado, 1 de junio de 2013

Escrito por Karla Medrano en , , , , | 2:23 p. m. Sin comentarios
Continuamos con los cuentos a base de pegunta, el día de hoy corresponde a nuestra nueva colaboradora Nicte G. Yuen.

¿Te dolerá esta despedida?



¿Cómo pude soportar tu ausencia cuando tomé aquel tren?
¿Podré soportarla cuando los días, las semanas y los años se acumulen sobre mi boca sedienta de ti?
¿O la sentiré arder mortificada por el sabor perdido de tus labios?
¿Cómo pude buscar mi ropa en la oscuridad de la recámara, mientras tú dormías abrazado a mi presencia en la cama?
¿Olvidaré el sonido que desprendía tu respiración, o llegará hasta mi memoria en noches de insomnio?
¿Te dolerá esta despedida cuando rompas, pedazo a pedazo, los recuerdos que acumulaste junto a mí?
¿Te dolió despertar aquella noche y percatarte de mi ausencia?
¿Te dolió el silencio de este adiós?
¿El tiempo se presentará con el remedio efectivo a tantísimos recuerdos?
¿Pondrá una inyección de amnesia que venga a regalarte un nuevo comienzo?
¿Traerá ese remedio un día de estos o tomará otro rumbo?
¿Cómo pude encender la radio y pretender que esa canción acallaría tu voz, tus palabras murmurándome un “te quiero”?
¿Podré alejar esas palabras lo suficiente de esta culpabilidad asfixiante?
¿O me acompañará hasta la tumba… tu voz, tu presencia invisible a mi lado?
¿Comprenderás que el miedo me guiaba de la mano?
¿El mismo miedo que se presentaba para gritarme que arruinaría tu vida con semejante noticia?
¿Lo comprenderás, con todo y tus “te quiero” que ya no será necesario utilizar en la oscuridad de tu lecho?
¿Te dolerá esta despedida cuando veas agonizantes todos esos “te quiero” en la orilla de tu boca?
¿Entonces ya no te importará que mi miedo haya sido más fuerte que el resto?
¿Sabes cuán poderoso es el miedo, lo sabes?
¿Miedo a ver morir los sueños del ser amado frente a tus narices?
¿Por qué tus sueños eran tan distintos de los míos?
¿Por qué iban en direcciones contrarias?
¿Por qué buscaban atracar en puertos distantes?
¿Por qué me importaban más tus sueños que los propios?
¿De eso se trata el amor?
¿De sacrificar lo propio por ver realizados esos sueños nacientes en el corazón del amado?
¿De eso se trata el amor?
¿Será solo esta manera de amarte la que me guió a tomar una decisión tan abrupta?
¿Comprenderás que quise decirte cuando la noticia llegó a mí?
¿De dónde surgió el valor  para hacer la maleta, cuando lo que más ansiaba era gritarte que estaba embarazada?
¿Te dolerá esta despedida que apartó de tu vida un hijo?
¿No cualquier hijo, tu primer hijo, tu único hijo?
¿Te dolerá este hijo, mi hijo,  nuestro hijo?
¿Te dolerá ver ese álbum de fotografías inexistentes?
¿Habrías tomado una decisión distinta a la que yo tomé aquella noche?
¿Habrías acercado tu mano a mi vientre para saludar a nuestro hijo?
¿Habrías cubierto mi cuerpo de esos besos tuyos que hoy aún anhelo?
¿Cómo pude tomar ese tren, sola y embarazada, pagar un pasaje al destino más alejado de ti?
¿Cómo pude hacerlo amándote como aún te quiero?

Nicte G. Yuen
Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Búsqueda

Comparte esta página

Delicious Digg Facebook Favorites More Stumbleupon Twitter